El II Concurso Nacional de Poesía Joven Rafael Cadenas ya tiene ganadores.

Las iniciativas Autores Venezolanos  y Team Poetero se complacen en informar que en fecha 16 de mayo de 2017 fue anunciado el veredicto emitido por el jurado calificador del II Concurso Nacional de Poesía Joven Rafael Cadenas el cual detallamos a continuación.

VEREDICTO 2017

 

Nosotros, en calidad de jurado designado para fallar el II Concurso Nacional de Poesía Joven Rafael Cadenas, reunidos en la ciudad de Caracas y en plenilunio el día del natalicio de Armando Reverón, tras haber leído los  406 originales recibidos y de acuerdo a las bases que convocan esta segunda edición del certamen, decidimos por unanimidad otorgar los siguientes premios:

 

Primer premio a “Sé del mar reventando contra un muro”, texto sin título presentado bajo el seudónimo Lena Leal, al ser un poema que condensa en contenidos versos toda la emocionalidad del desarraigo, con un cauto manejo de la imagen contemplativa desde donde se redondea la “saudade” del que otea, desde la distancia, aquello que se ha dejado atrás. Abierta la plica, la autora resultó ser: Cristina Gutiérrez Leal (28 años, Coro, reside en Brasil).

 

Segundo premio a “P-a-l-abra”, texto presentado bajo el seudónimo de Álvarez de Ortuz, el cual como artefacto lúdico plantea la racionalización de la palabra como instrumento o artilugio poético, haciendo visibles los límites de su significación mediante el uso de recursos como la ironía, el humor, los giros verbales o la cacofonía. Abierta la plica, el autor resultó ser: Marcel Añez  (28 años, reside en Caracas).

 

Tercer premio compartido entre los poemas “Todo apunta”, texto presentado bajo el seudónimo de Justin Case y “Corrida”,  texto presentado bajo el seudónimo de Patrick Fumigation.

 

“Todo apunta”, de punzante economía verbal, es un texto de franca denuncia política, donde se señala el inexorable deterioro económico de la ciudad capital –Caracas– a través de imágenes hilarantes y el uso de una ironía descarnada. Abierta la plica, la autora resultó ser: Isabella Saturno (28 años, reside en Caracas).

 

En “Corrida” reconocemos una  narración poética de ritmo circular y sostenido, con audaz empleo de la oralidad como recurso expresivo que da cuenta de estos tiempos, de los que parten y de los que se quedan, de la pérdida y del dolor. Abierta la plica, el autor resultó ser: Saúl Casanova (25 años, reside en Caracas).

 

Como jurado calificador asumimos con puntillosa responsabilidad nuestra participación en esta segunda edición del Concurso Nacional de Poesía Joven Rafael Cadenas, valorándolo  como el más importante certamen que hoy convoca a la poesía escrita por autores jóvenes, ofreciéndoles estímulos y espacios de promoción para el reconocimiento de sus voces plurales y emergentes, que en conjunto configuran el actual y el venidero panorama de la poesía venezolana del Siglo XXI.

 

En consecuencia, antes de revelar la lista de veintidós finalistas, que junto a los cuatro ganadores conformarán la Antología 2017 que este Premio editará, trazamos algunas líneas valorativas de lo más substancial encontrado en el conjunto de los textos concursantes. A saber:

 

– Registramos que las inquietudes generacionales, expresadas mayoritariamente como temas recurrentes, son las siguientes: el país como problema, el desarraigo, la diáspora, el exilio y el insilio, el insomnio, las pesadillas, la violencia y la crueldad social, criminal y política, la urgencia en el decir, la conflictividad familiar y el tema amoroso.

 

– Nos es grato percibir que los poetas jóvenes hacen reconocimiento a la tradición poética venezolana, a modo de epígrafes, diálogos o referencias a poetas maestros en el cuerpo del poema, entre ellos a: Miguel Ramón Utrera, Víctor Valera Mora, Alfredo Chacón, Hanni Ossott, Hesnor Rivera y Lucila Velásquez.

 

– Apreciamos una marcada referencia a un país ensimismado que, en el imaginario colectivo, pareciera adquirir forma insular. En este sentido, son significativas las referencias al mar como utopía inmediata y forma de escape o expansión psíquica. Asimismo, la sensación de encierro y asfixia que transmiten muchos poemas de la muestra son correlatos de un estado anímico en el cual destacan la desesperanza, la impotencia y la incertidumbre ante los padecimientos colectivos que se presentan actualmente en Venezuela. Angustia, rabia y dolor han sido referencias constantes en esta muestra, lo cual nos indica que la poesía siempre será reservorio de los más profundos.

 

Nuestro veredicto considera estos veintiséis textos finalistas como un tapiz muy valioso y rico en donde se exponen las vertientes temáticas y formales encontradas en el quehacer poético actual de Venezuela. Consideramos que, independientemente del orden de premiación, todos los textos seleccionados adquieren igual importancia cuando se les mira como un entramado de voces emergentes y comprometidas con al arte poético como búsqueda de conocimiento trascendente y exploración de las varias dimensiones de la experiencia. Después de leer esta numerosa y variada manifestación de la poesía joven de este país, los miembros del jurado suscribimos con esperanza estas palabras de W. Gombrowicz: “El mundo se vería en situación desesperada si cada año no entrase un nuevo contingente de seres humanos, frescos, libres del pasado, no comprometidos con nadie ni con nada, no paralizados por puestos, glorias, obligaciones y responsabilidades, seres, en fin, no definidos por lo que ya han hecho y, por lo tanto, libres para elegir”.

 

Los 22 poemas finalistas se presentan a continuación, resaltando que el orden en que se mencionan no corresponde a un criterio valorativo, sino a las conexiones y diálogos que unen los textos, sugiriéndolo para su publicación en el libro recopilatorio del concurso. El conjunto refleja la pluralidad de voces encontradas, los temas y tópicos recurrentes, subrayados el disconfort y el exilio, como estados del alma.

El espacio oscuro. Seudónimo: Arantxa Sánchez Vicario. Autora: Cristina Pardo. (23 años, Caracas. Reside en Nueva York).

Extranjera. Seudónimo: Honey. Autora: Daniela Fuentes (20 años, Miranda).

Little Bastard. Seudónimo: Renato Estrada. Autor: Oscar Aguirre (19 años, San Cristóbal).

Azúcar. Seudónimo: Alexa Carrero. Autora: Alexandra Carrero (23 años, Caracas).

El hormiguero. Seudónimo: Maalen. Autora: Cristina Gálvez (30 años, Reside en Uruguay).

El cuerpo. Seudónimo: Margarita Paz. Autora: Stivaly Maestre (23 años, Anzoátegui)

Música. Seudónimo: PraN_LucifeR . Autor: Diego Salinas (26 años, Miranda. Reside en Córdoba, Argentina)

Amarillo. Seudónimo: Mia Farrow. Autora: Paola Franco (28 años, Caracas. Reside en Buenos Aires, Argentina)

Vivir en grises. Seudónimo: ASDA. Autora: Thairy Daza (25 años, Miranda)

Av. Francisco Solano. Seudónimo: Abi Ledezma. Autora: Abigail Ledezma (22 años, Caracas).

Antípodas. Seudónimo: Nelson Perdomo. Autor: Nelson Maita (22 años, Ciudad Guayana).

Borrando los vestigios de mi memoria. Seudónimo: Eunice Espinoza. Autora: Isabela Pinto (22 años, Caracas)

Rota. Seudónimo: Camille Claudel. Autora: Loredana Volpe (27 años, Caracas. Reside en Barcelona, España)

Redención. Seudónimo: Marina. Autora: María Fernández (26 años, Caracas)

Oceanic 815. Seudónimo: Meregildo Cuellar.  Autor: Juan Rojas (30 años, Lara. Reside en Buenos Aires, Argentina)

Único orgullo. Seudónimo: Jk.Enal. Autor: Enmanuel Nuñez (21 años. Mérida)

Cucarachas. Seudónimo: Eva Villabona. Autora: Roislen Abreu (28 años, Chacao).

He vuelto a caer sobre mis huesos. Seudónimo: Adriano. Autor: Euro Montero     (21 años, Zulia)

Hacia atrás. Seudónimo: Le catire de pins. Autor:  Raúl Montes (19 años, Caracas).

Solo hace falta decir. Seudónimo: Xavier Pastorious. Autor: Héctor Torres (24 años, Caracas).

No todos los ojos caben en una mano. Seudónimo: Alan Brito. Autora: Deisa Tremarias (30 años, Caracas)

Conversación antes del crepúsculo. Seudónimo: Shih Chenlin. Autor: Miguel Mateo (20 años, Valencia).

 

 

En Caracas, a los diez días del mes de mayo de dos mil diecisiete.

 

 

 

Edda Armas                 Luis Enrique Belmonte                     Eleonora Requena

Pin It on Pinterest